Paseador de perros

Escoger un paseador de perros

Cuando queremos mucho a nuestras mascotas queremos lo mejor para ellas y a veces, por circunstancias, no podemos dárselo. Es el caso de personas que tienen un perro pero caen enfermas y no pueden sacarlo a pasear o que se encuentran con que sus horarios de trabajo han cambiado y no pueden salir con sus perros tanto como desearían.

Pero si ellos no pueden darles a sus perros lo que necesitan, pueden buscar a quién se lo proporcione: un paseador de perros. ¿Cómo elegirlo para acertar?

-Es importante conocer sus referencias: Seguramente, en la clínica veterinaria a la que se acude regularmente conozcan a algún paseador de perros cuyos servicios utilicen habitualmente. Sabiendo que es una persona de confianza se estará mucho más tranquilo.

-Si no se conoce a nadie se puede recurrir a protectoras: Algunas protectoras ofrecen servicios de paseo de canes para recaudar fondos para su organización. Son personas preocupadas por los animales que generalmente harán muy bien su trabajo.

-Puedes recurrir a una persona titulada como educador: Si el perro tiene problemas de comportamiento, estos paseos pueden ser una oportunidad muy buena para que un educador se encargue de corregir sus malas costumbres.

Un educador de perros puede encargarse de enseñarle a pasear correctamente, a caminar al lado de su dueño o a jugar en los lugares habilitados sin crear conflictos con otros animales.

De hecho, incluso algunas personas que disponen de tiempo libre para pasear a sus animales, prefieren que lo haga un educador cuando estos tienen mal comportamiento. En una segunda fase ellos mismos irán a pasear con el perro y el educador para saber cómo corregir a su animal si vuelve a portarse de manera indebida.

-Evita estudiantes sin experiencia: Algunos estudiantes sin experiencia se ofrecen para pasear perros pensando que es un trabajo fácil y que podrán ganar un dinero extra para sus gastos. Pero suele ser un error.

Estos jóvenes, a menudo acaban paseando varios perros a la vez sin tener conocimientos para dominarlos, pudiendo crearse conflictos entre los animales o escaparse alguno de ellos sufriendo un accidente o causándolo.

No debemos de olvidar que cualquier cosa que suceda con nuestro animal es nuestra responsabilidad y que por eso, lo mejor es dejarlo siempre en manos expertas o que, al menos, estén acostumbradas a tratar con perros y sepan cómo manejarse con ellos con responsabilidad y conocimiento.

0 Comentarios a "Paseador de perros"